Aurinegros recibieron un duro golpe en su visita al recién ascendido Deportes Colina, postergando los primeros abrazos del torneo.

Fernández Vial aún no logra sumar de a tres. El Almirante, no pudo ante Colina como visitante por la segunda fecha del campeonato, cayendo por 4 goles a 3. Un encuentro marcado por las desatenciones defensivas y en el que el Inmortal estuvo muy cerca de rescatar un punto, pero en los descuentos, el local logró quedarse con el triunfo.

Lo Barnechea fue terreno hostil. Tempranamente, a los 4′, el Vial debió enfrentar un partido cuesta arriba. Colina se ponía en ventaja con el gol de Sebastián Julio. Él mismo, ocho minutos más tarde, repetiría y marcaba el 2-0. El Almirante sufría desconcentraciones defensivas y la poca claridad en la generación del fútbol. Sin embargo, los Aurinegros pondrían pie en el acelerador y emparejarían las acciones. Pedro Silva a los 21′, como los goleadores aparecía en el área chica para convertir el descuento y luego a los 26′, Cristóbal Parry anotaba el parcial 2-2. El local, quería irse al descanso en ventaja y lo lograría. Felipe Retamal a los 36′, marca el 3-2 para Deportes Colina.

En el complemento, el técnico aurinegro se la jugaba con modificaciones para ir en busca del partido. A los 82′, vía lanzamiento penal, Bibencio Servín anota el 3-3 en Lo Barnechea. Parecía que ambos equipos repartirían puntos, no obstante, llegaría lo peor. Sebastián Mora a los 91′ marcaba para el triunfo del local, el definitivo 4-3.

Erwin Durán, técnico vialino, habló en el post partido y manifestó estar “molesto y amargado, porque no esperábamos un resultado de esta forma. Levantamos un 2-0, después volvimos a empatar luego de un 3-2, pero fuimos muy inocentes, cometimos muchos errores en defensa, te terminan pasando la cuenta y terminamos perdiendo un partido”, analizó el estratego, añadiendo que “por ahí el gol tan tempranero te descompone un poco, costó reponer. Tenemos que levantar un partido y poner el doble de esfuerzo  por los errores que cometemos”. 

El técnico, dijo que para mejorar esta situación “tenemos que recuperar la humildad, no porque seamos el equipo más grande de la división y te pongas las camiseta de Fernández Vial, vas a ganar un partido, hay que entender que hay que meter, luchar y pelear cada pelota como si fuera la última, además de jugar buen fútbol”, expuso, agregando que “ahora quizás esta para de una semana nos venga muy bien para reponernos. No podemos dejar escapar más puntos, sobre todo de local”. 

En la búsqueda de culpables y ante las preguntas sobre los puntos bajos del equipo en el terreno de juego, Durán fue claro en decir que “la responabilidad es de todos, si nos atacan es porque no estamos haciendo la presión arriba. Si nos ganan por las laterales es también porque los extremos tampoco están colaborando en lo que nosotros trabajamos”, analizó.

Por su parte, un autocrítico Gerson Valle, también habló sobre la derrota, expresando que “es una sensación muy mala, no estamos jugando a lo que  veníamos haciendo, estamos erráticos y jugando mal”, añadiendo desde lo individual que “en lo personal también, no sé que me pasa, me cuesta entrar al juego y no sé que está pasando con el grupo. Hay unos puntos altos en el equipo, pero esto es trabajo en equipo y lo estamos haciendo de mala manera”, enfatizó.

El capitán aurinegro, reconoce que “No es el Vial que mostramos en un momento”, y asegura que  “esperamos de una vez por todas que recuperemos el camino del trabajo que estábamos haciendo bien”. Si bien, no ha sido un buen comienzo, el jugador tiene claro que la única solución es “trabajar y trabajar, no queda otra para evitar que estas cosas se vuelvan a repetir. Como jugadores, los que tenemos un nivel bajo, me incluyo, tenemos que retomar rápidamente y esta semana nos va a servir para recuperar también a los que están lesionados”, cierra.

El próximo fin de semana, Fernández Vial no verá acción por el campeonato, volviendo a jugar el domingo 26 de abril como local ante General Velásquez, duelo programado por ahora a las 16:00 horas en el Estadio Ester Roa Rebolledo.